Leer aquí la noticia completa publicada por la siguiente fuente

CaixaBank ha reducido su beneficio en el primer semestre un 67%, hasta los 205 millones de euros, debido al esfuerzo en provisiones realizado para combatir los efectos del coronavirus. El resultado. señala la entidad, incluye una provisión extraordinaria anticipando impactos futuros asociados a la Covid-19 de 1.155 millones de euros. Además, incorpora el coste asociado a prejubilaciones de 109 millones. El grupo subraya en su informe que pese a las dificultades el crédito a la clientela ha alcanzado los 242.956 millones de euros, es decir, que ha crecido un 6,8 %, como consecuencia esencialmente del aumento del crédito a empresas, en un 15,9% derivado de las líneas de líquidez del ICO.