Leer aquí la noticia completa publicada por la siguiente fuente

La Junta de Castilla y León destinará tres millones de euros en ayudas en materia de conciliación para cuidar a los menores de 12 años que tengan que ser confinados a causa del COVID-19, en los casos en los que los progenitores no puedan hacerse cargo de ellos por motivos laborales, ni cuenten con nadie que les pueda ayudar.