Leer aquí la noticia completa publicada por la siguiente fuente

La Oficina Estatal china de Propiedad Intelectual (SIPO, por sus siglas en inglés) ha aprobado la primera patente de una candidata a vacuna contra la covid-19 -aún en la tercera fase de pruebas- que podría «ser producida en masa en un breve periodo de tiempo», tal y como recoge la prensa del país asiático.