Leer aquí la noticia completa publicada por la siguiente fuente

El Tribunal Constitucional (TC) ha anulado el impuesto de la Junta de Castilla y León establecido desde 2018 por la carga ambiental que supone el almacenamiento temporal de los residuos nucleares de la central de Santa María de Garoña en Burgos, parada desde 2012.