Leer aquí la noticia completa publicada por la siguiente fuente

El presidente del Gremi d’Hotels de Barcelona, Jordi Mestre, ha reclamado al Gobierno un plan de rescate con ayudas directas de 450 millones de euros. Mestre ha calificado de «dramática e insostenible» la situación de la planta hotelera de la ciudad en la que únicamente están abiertos el 25% de unos 500 establecimientos, con una ocupación del 10%. Ello comporta que el 90% de los 30.000 empleados no hayan vuelto al trabajo, para los que solicitan que se prolonguen los Erte de fuerza mayor hasta marzo de 2021 coincidiendo con el periodo de Semana Santa.