Leer aquí la noticia completa publicada por la siguiente fuente

Sin que la preocupación llegue a niveles de marzo, el mercado de petróleo está empezando a ver cómo se agota su fuerte recuperación de los últimos meses. La perspectiva de un nuevo parón de la economía y el mantenimiento de la producción pueden volver a poner en riesgo los precios de una materia que se había conseguido estabilizar en los últimos meses.