Leer aquí la noticia completa publicada por la siguiente fuente

Las mascarillas FFP2 son, según el ministerio de Consumo, un Equipo de Protección Individual (EPI) y, por tanto, recomienda que su uso se reserve al profesional sanitario y/o a las personas que estén en muy en contacto con una persona con Covid-19. Sin embargo, su uso está creciendo de manera exponencial, sobre todo desde que se declaró el estado de alarma de la segunda ola de la pandemia por coronavirus.